miércoles, 24 de noviembre de 2010

Propuesta de organización para el centro de estudiantes (UBA/Sociales)

Desde la Tendencia Anarquista en Educación bregamos por un centro de estudiantes asambleario, horizontal y orientado a luchar por la transformación social. Para lograr esto, el centro de estudiantes debe ser un lugar en donde los/las estudiantes llevemos adelante nuestras propuestas en forma autoorganizada sin la necesidad de votar ningún tipo de dirección, en coordinación con docentes y no docentes de la Universidad como así también con el resto de los/as estudiantes y trabajadores.
Este cuatrimestre estuvo marcado por la lucha por la educación pública de estudiantes secundarios, terciarios y universitarios. En Sociales las conquistas alcanzadas no fueron el resultado de haber tenido una buena dirigencia o conducción, sino que fueron consecuencia de la discusión entre compañeros/as y la toma de decisiones en asambleas de los pasos a seguir, conformando una unidad en las reivindicaciones y en las medidas.
La forma de organización estudiantil que pregonamos es, entonces, la que tiende a darse, y no casualmente, en los momentos en que los/as estudiantes se lanzan a luchar más resueltamente.
Esto lo pudimos ver en distintas facultades e instituciones educativas. Así vemos como coexistieron de mejor o peor manera las conducciones de los centros con la movilización estudiantil que pone un freno a las prácticas burocráticas, superando los mecanismos usuales de decisión.
Esta forma organizativa demostró el carácter combativo que podemos alcanzar los y las estudiantes y estamos convencidos que debemos profundizar este proceso.
Por eso, hoy llamamos a los y las estudiantes a que tomemos en nuestras manos la construcción de un centro combativo, que funcione en base a asambleas resolutivas y comisiones abiertas.
Es decir, queremos que sean estos espacios en donde se tomen todas las decisiones, permitiendo la participación activa de todos los y las estudiantes en lucha. No queremos la delegación de esta tarea fundamental en unos/as pocos/as, queremos encararla en conjunto, de manera real y con el compromiso de los que quieren defender la herramienta gremial y política de los/as estudiantes.

martes, 23 de noviembre de 2010

CBC ¿nivelar o acentuar las desigualdades?

El CBC se nos presenta como un ciclo “básico” que tiene como función nivelar los conocimientos de los estudiantes que ingresan a las carreras de las distintas facultades. De este modo, la UBA dice subsanar las desigualdades producto de una educación primaria y media fragmentada en detrimento de los sectores populares. En definitiva, para ayudar a que la Universidad esté supuestamente al alcance de todos.
Pero en la práctica cotidiana de las aulas vemos que lo que ocurre es lo contrario. Una de las funciones del sistema educativo en el actual sistema social es legitimar las desigualdades, y el CBC no es ajeno a ello. Lejos de compensar las diferencias generadas en etapas educativas previas, el Ciclo Básico Común les da un manto de legitimidad a las diferencias educativas de los estudiantes, permitiendo, desde un discurso progresista, expulsar a una gran parte de quienes buscan llegar a la Universidad.
El CBC es el mecanismo a través del cual se ocultan las restricciones necesarias para limitar el ingreso masivo de los estudiantes a las diferentes facultades. En lugar de incrementar la capacidad de las mismas para recibir más alumnos, las autoridades apuestan a la deserción. Las diferencias abismales entre las escuelas de educación media provocan que muchos estudiantes lleguen a la facultad sin los contenidos necesarios para  superar las exigencias que se presentan en la cursada. A su vez,  las autoridades de la UBA se aprovechan de esta realidad para filtrar el ingreso de muchos compañeros a las facultades. De esta manera se reemplazó el examen de ingreso por un sistema en el cual el ingreso a la facultad se disfraza de irrestricto.
Pero esta situación no sucede por casualidad, es fruto de una función estructural del CBC

viernes, 19 de noviembre de 2010

Presupuesto Nacional: Un gobierno al desnudo.


El análisis del presupuesto del gobierno nacional para el ejercicio 2011 permite volver a reafirmar la necesidad de luchar por nuestros derechos y arrancar parte de lo que el Estado nos quita diariamente, haciendo caso omiso a los cantos de sirena de los aduladores del régimen que nos dicen que éste es un supuesto gobierno “progresista”, cuando en realidad sino fuera por el carácter reaccionario de lo tenido masivamente por “oposición” ni siquiera calificaría como de centro izquierda.
Los números del presupuesto arrojan que, en lo esencial, no han cambiado las prioridades de gasto ni las fuentes de recursos en relación a las épocas neoliberales, más allá de ciertas medidas forzadas por la coyuntura política y económica. Lo mismo puede decirse para el caso del presupuesto educativo en particular. 

martes, 9 de noviembre de 2010

¿Qué centro de estudiantes queremos? (UBA/Exactas)

Desde la Tendencia Anarquista en Educación bregamos por un centro de estudiantes asambleario, horizontal y orientado a luchar por un cambio social. Para lograr esto, el centro de estudiantes debe ser un lugar en donde los estudiantes llevemos adelante nuestras propuestas en forma autoorganizada sin la necesidad de votar ningún tipo de dirección, en coordinación con los docentes y no docentes de la Universidad como así también con el resto de los estudiantes y trabajadores.
Por eso, hoy no llamamos a votar ninguna lista sino a que tomemos en nuestras manos la construcción de un centro combativo, que funcione en base asambleas resolutivas y comisiones abiertas.

Es decir, queremos que sean estos espacios en donde se tomen todas las decisiones, permitiendo la participación activa de todos los estudiantes en lucha. No queremos la delegación de esta tarea fundamental en unos pocos, queremos encararla en conjunto, de manera real y con el compromiso de los que quieren defender la herramienta gremial y política de los estudiantes. De hecho, la forma que preconizamos de organización estudiantil es la que tiende a darse, y no casualmente, en los momentos en que los estudiantes se lanzan a luchar más resueltamente. Esto lo podemos ver en estos momentos en distintas facultades e instituciones educativas. Así, vemos como coexisten de mejor o peor manera las conducciones de los centros con la movilización estudiantil que pone un freno a las prácticas burocráticas, superando los mecanismos usuales de decisión.

El contenido de esta página esta siendo compartido bajo la licencia “Atribución-No Comercial-Compartir Obras Derivadas Igual 2.5 Argentina” (http://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/2.5/ar/). Se puede copiar, distribuir, exhibir, etc., siempre que se cite la fuente y no sea con fines comerciales. Si se crea una nueva obra a partir de esta, la misma debe ser distribuida bajo una licencia idéntica a ésta.

usuarios online visitas en total